sábado, 12 de mayo de 2012

Caminando en la cuerda floja hasta que te conocí


Distinta al resto
Caminando en la cuerda floja
Abatida, sola en este gigantesco mundo
Nadie me entiende
¿Cómo me podrán amar?
Soy distinta al resto
No sigo los estereotipos, sigo los dictados de mi corazón
Caminaba sobre la cuerda floja de la vida, hasta que te conocí.
Creí que todo era negro, hasta que te vi por primera vez
Un alma solitaria, vagando por las vías del tren... Igual que yo
En ese momento, supe que estábamos destinados a conocernos
No me importaba el cuando, el dónde o el porqué
Tan solo quería encontrarte, quería conocerte
Quizás eras igual que yo, quizás no
La incertidumbre me inundó, pero todo desapareció cuando nos encontramos 
No recuerdo ni el cómo, ni el cuándo, ni tampoco el dónde
Daba las gracias de que al fin nos hubiéramos encontrado
Si no te hubiera conocido seguiría sin rumbo en esta vida
Sería un barco fantasma, sin un capitán al mando
Ahora mi capitán eres tú
Has conducido mi vida y yo he conducido la tuya
Al fin sabemos que es la auténtica felicidad
Mi felicidad eres tú
¡Te quiero!


No hay comentarios:

Publicar un comentario